La historia de Rudolph el reno

- patrocinador -

Rudolph es uno de los ocho renos de Papá Noel, encargados de guiar su trineo por todo el firmamento durante la noche de Navidad para que cada niño reciba sus regalos. Su historia, en realidad, fue creada por Robert L. May, empleado de unos grandes almacenes estadounidenses, que la escribió en 1939 como forma de promoción de los mismos. Pronto fue convertida también en canción y en cortometraje, lo que le granjeó un considerable éxito. Hoy en día forma parte del folclore de la Navidad en todo el mundo.

Rudolph el reno

Si quieres contar a tus peques un cuento de Navidad original, ¡sigue leyendo y conoce la de Rudolph!

Este simpático reno tenía una particularidad que le hacía especial: una nariz roja y brillante, que le había sido concedida por un hada. A causa de ella, sin embargo, era el hazmerreír del resto de renos, y siempre vagaba solo. Hasta que cierto día se topó con Papá Noel…

Era una noche de Navidad especialmente tormentosa, y los renos de su trineo tenían muchas dificultades para abrirse paso entre el viento y las nubes, ya que no contaban con la suficiente visibilidad. Todos temían que ese año los niños se quedasen sin regalos. Pero Papá Noel vio a Rudolph por casualidad, solitario, y se dio cuenta de que su nariz brillaba como si fuera un farol. Se acercó a él y le ofreció un puesto en su trineo, para que pudiera guiarlos a través de la tormenta.

- patrocinador -

Rudolph aceptó, se colocó en cabeza y consiguió iluminar el camino para que el trineo pudiera recorrer el firmamento. Aunque en un primer momento los demás renos se sintieron envidiosos, pronto se dieron cuenta de su gran corazón. Acabó convirtiéndose en el líder del grupo, y cada noche de Navidad encabeza la fila en el recorrido el trineo por todo el mundo.

- patrocinador -