Originales muñecos de nieve

- patrocinador -

Los muñecos de nieve son una tradición de invierno en muchos países, y estamos acostumbrados a verlos como parte de la iconografía navideña. En otras regiones, sin embargo, es mucho más complicado verlos en las calles; bien porque la estación asociada a la Navidad no sea precisamente el invierno, bien porque las nieves se están haciendo de rogar…

Hoy os mostramos algunos muñecos de nieve curiosos y originales, dedicados especialmente a quienes estén deseando montar el suyo propio pero, por un motivo u otro, todavía no hayan podido. ¡No os los perdáis!

El primero que os enseñamos es nada más y nada menos que el muñeco de nieve más pequeño del mundo. En realidad, no está hecho de nieve: su cuerpo está compuesto por minúsculas esferas de estaño, soldadas con platino. Mediante haces de iones se tallaron sus rasgos (es la misma técnica con la que se manipulan las nanopartículas en los laboratorios). El resultado que tenemos bajo estas líneas no puede ser advertido a simple vista: este simpático hombrecillo mide tan sólo 0,01 milímetros.

muñeco_nieve_pequeño

Y como contrapartida, aquí tenemos el muñeco de nieve más grande del mundo. Mide 37 metros y fueron necesarias dos semanas para su elaboración, además de varias grúas y árboles como apoyo. Los ojos, la boca y los botones del pecho están hechos con ruedas de camión, y las cejas con esquíes. Se construyó en Maine, Estados Unidos… y en realidad es una “dama”, puesto que fue bautizado como SnowWoman.

- patrocinador -

muñeco_nieve_gigante

Los amantes de lo siniestro pueden tener una fuente de inspiración para su muñeco en este que os mostramos a continuación. ¡Un homenaje al Tiburón de Spielberg!

muñeco_nieve_tiburón

Y terminamos con una simpática colección de figuras en miniatura, aunque éstas, al contrario que el que vimos más arriba, sí están confeccionadas con nieve “de verdad” (… y mucha paciencia).

muñeco_nieve_mini

- patrocinador -