La mitad de los españoles sufre estrés en Navidad

La Navidad es una época muy especial, unos días para pasarlos rodeados de los nuestros, aunque también son días donde el estrés puede hacer acto de presencia debido a que son muchas las cosas que hay que preparar para que todo salga a pedir de boca.

Según un estudio realizado por Ikea, en colaboración con Sigmados, los españoles disfrutan de la Navidad con una calificación media de 3,4 sobre 5. En este estudio también se refleja como la mitad de las personas sufre estrés en Navidad.

Entre los factores que más influyen para la aparición del estrés en Navidad destaca el gasto extra, afectando a seis de cada diez personas. Le siguen las compras de regalos navideños, la alimentación excesiva o la preparación de comidas y cenas. Un factor que puede sorprender, y que también influye en la aparición del estrés, es el tener que ver a personas que uno no desea, así como mantener conversaciones indeseadas con familiares.

En concreto, IKEA ha querido analizar el estrés derivado de la planificación y organización de las actividadesnavideñas. Ante esta pregunta, un 48% de los encuestados reconoce haberlo experimentado.

La ansiedad o la depresión también está presente en Navidad, así un 24,6% de los encuestado ha experimentado algún problema de salud mental. Un 36,1% cree que las expectativas y presiones sociales durante la Navidad contribuyen a tener problemas psicológicos o emociones negativas.

Los sentimientos más predominantes en Navidad

El estudio se centró en explorar los sentimientos experimentados durante la temporada navideña. Los resultados revelaron que un 23% de los encuestados se sienten alegres y un 11% se sienten afortunados durante este período. Sin embargo, es notable que un 27,3% mencionó que la nostalgia es el estado de ánimo predominante en estas fechas. Además, un 8,7% admitió sentir tristeza.

Por otro lado, la gran mayoría de las personas encuestadas vive la Navidad como cualquier otra época del año, con un 65% que así lo afirmó. Sin embargo, un 19,2% manifestó que odia la Navidad, mientras que para un 16% es su temporada favorita.

En cuanto a la soledad, un 36,3% señaló que se siente más solo durante la Navidad en comparación con otros momentos del año. El motivo principal de este sentimiento es recordar a las personas que han fallecido, lo que afecta al 66% de aquellos que se sienten solos en Navidad. Otros factores que contribuyen a sentirse solos son vivir lejos de familiares o amigos (25,8%) y la falta de un círculo social, pareja, hijos o padres (17,4%). Los jóvenes, en particular, son el grupo que más menciona haber experimentado una mayor sensación de soledad durante la Navidad en comparación con otros momentos del año, con un 40,6% de los jóvenes de 16 a 29 años que así lo afirmó.

Finalmente, un 66,3% de la muestra indicó sentir alivio cuando termina la Navidad, llegando a un 78,1% entre las personas mayores de 64 años. En términos regionales, los residentes en Castilla-La Mancha parecen ser los que experimentan una mayor tristeza cuando finaliza la Navidad (43,0% en comparación con el 33,7% de promedio nacional), especialmente en comparación con aquellos en el País Vasco, donde solo un 27,5% mencionó sentirse de esa manera.

También te puede interesar:
Qué es un bot trading de criptomonedas y cómo funciona

Conflictos durante la Navidad

estrés en Navidad
La mitad de los españoles sufre estrés en Navidad 2

Con respecto a los conflictos en esta época del año, un 17,4% dice haber tenido más conflictos en las relaciones con sus amigos, pareja o familia que el resto del año, la mitad de los encuestados declara que su relación de pareja se ve afectada durante estas fechas y un 39% reconoce tenerconflictos con su familia política.

Las mujeres, se estresan más que los hombres en estas fechas

Según se desprende del estudio las mujeres se estresan significativamente más que los hombres (55,7% vs. 42,5%) y también hay diferencias en los motivos de estrés, ya que ellas se estresan más por la preparación de comidas/cenas (52,6% vs. 37,5%). Además, ante la pregunta de si han sufrido estrés derivado de la planificación y organización de las actividades navideñas, hay diferencias entre género. Es un estrés especialmente experimentado por las mujeres (55,4% vs. 40,2% de los hombres). Esto se debe, según la psicóloga Ana Belén Medialdea a que “las mujeres suelen tener más cargas de trabajo, ya que asumen la responsabilidad de planificar y organizar las celebraciones navideñas; tienen expectativas sociales y roles de género asumidos como madres, esposas, profesionales, cuidadoras…. que pueden generar una mayor presión y, por lo tanto, más estrés; también para muchas mujeres, equilibrar las demandas del trabajo y las responsabilidades familiares puede resultar especialmente desafiante y, por último, los cambios hormonales que ocurren en el ciclo menstrual, el embarazo, el parto y la menopausia pueden influir en el estado emocional y estrés”.

También reconocen haber experimentado algún problema de salud mental como ansiedad o depresión en mayor proporción que los hombres (28,4% vs 20,5%).

Los rituales favoritos de los españoles

Entre los rituales favoritos de estas fechas está: cenar o comer con la familia (33,5%), decorar la casa con los artículos navideños (12,5%) y pasar tiempo con amigos (7,4%). Es significativo que, el ritual de comer con la familia es especialmente importante para los mayores de 64 años (un 45,7% así lo reconoce).

Recomendaciones para disfrutar más de la Navidad

Para olvidarse del estrés en Navidad, Ikea ha publicado un decálogo de recomendaciones pensadas para disfrutar más de estas fiestas. Veamos cuales son estas recomendaciones.

Gastos

Establece un presupuesto realista para todas las compras navideñas: comidas, adornos, regalos, salidas, etc. Planificar el gasto máximo de cada partida te ayudará a reducir el estrés y a disfrutar más de estas fiestas. Y recuerda, si usas la decoración del año pasado, ¡no pasa nada!

Regalos

Establece un importe máximo de gasto en regalos para familiares y amigos. Interésate con tiempo en saber qué necesitan para acertar. Y ¿por qué no crear regalos o detalles hechos a mano? Así darás valor a lo emocional y no tanto a lo material.

No te olvides de que más o mejores regalos, no equivale a querer más a esa persona.

Preparación de comidas

Querer tener todo bajo control, sin que se te escape ningún detalle, es una fuente de estrés y ansiedad. No es necesario que todo sea perfecto ¡nadie lo va a notar! Involucra al resto de los miembros de la familia en la preparación del menú para que no recaiga sobre ti toda la responsabilidad.

También te puede interesar:
Cómo algunas fiestas navideñas pueden acabar en urgencias

Compromisos

Evita acudir a todos esos compromisos sociales de tu agenda navideña por obligación. Escúchate, decir no a lo que realmente no quieres hacer, es ser respetuoso contigo.

Mereces cuidar de ti y no cargarte con más actividades y compromisos de los que realmente puedes asumir.

Alimentación

Cuando estés en un evento social, intenta poner tu atención en el entorno, en las conversaciones de las personas que te acompañan, para así evitar poner toda tu atención únicamente en la comida.

Escucha a tu cuerpo. Permítete comer lo que necesitas. Evita renunciar a probar algo que te apetezca por el miedo a engordar. Y cuando te sientas culpable, haz algo que te ayude a sentirte mejor contigo mismo. Saltarte tus pautas nutricionales no es ningún fracaso.

Conflictos

Pon límites de forma respetuosa para protegerte y así evitar conflictos que puedan dejar marcas que duren en el tiempo. Ante posibles conversaciones incómodas, prepárate una respuesta corta y directa para responder, y utiliza el humor para desviar la atención de temas sensibles.

Evita hablar de temas como política, religión o aspectos personales delicados.

Nostalgia

Si estás lejos de tus familiares y amigos durante la Navidad, es normal conectar con el sentimiento de nostalgia y soledad.

Puedes programar videollamadas como si fueran quedadas para comer, cenar o tomar algo o crear rituales a distancia. Una idea puede ser realizar actividades simultáneas, como, por ejemplo, ver una misma película, cocinar la misma receta, jugar a juegos en línea, etc

Soledad

Si te sientes especialmente solo en Navidad por no tener personas cercanas con las que celebrarla o incluso teniéndolas, recuerda que no tienes que vivir esta época del año del modo socialmente establecido. Pero sobre todo: cuida de ti.

Pon tu foco en hacer cosas que te ayuden a sentirte mejor, a cuidar de tu cuerpo y de tu mente, aunque sientas que no tienes ganas o que no te apetece. Puedes hacer desde un escapada o un voluntariado hasta actividades sencillas como pasear por tu ciudad, hacer deporte o realizar alguna actividad creativa.

Duelo por la pérdida de un ser querido

Las personas que han perdido a un familiar y están en un proceso de duelo se enfrentan a la ausencia de alguien al que han amado y que, lamentablemente, ha dejado su silla vacía. Esto genera un intenso dolor y tristeza.

Este sentimiento es válido. Permítete conectar y sentir con la tristeza y el dolor, porque cuando evitamos sentir es cuando el dolor se hace más fuerte.

Lo que no hay que olvidar

No pierdas la oportunidad de decirle a las personas que son importantes para ti cuánto las quieres y cuánto te importan.

Recuerda permitirte sentir lo que necesites sentir y evitar luchar contra las emociones que son desagradables porque éstas también son válidas.

Últimos artículos

Scroll al inicio