Recetas navideñas: el cordero de Reyes

- patrocinador -

El 5 de enero, la víspera de la esperada visita de los Reyes Magos, tiene asociada una tradición que todos conocemos: la del roscón, ese dulce delicioso que además esconde una enigmática sorpresa. Sin embargo, hay otros platos típicos que acompañan al día de Reyes, el final de la Navidad y sin duda uno de los días más esperados por pequeños y no tan pequeños. Hoy vamos a daros una receta con la que podréis sorprender a amigos y familiares en las próximas fiestas: la del cordero de Reyes.

Los primero que necesitamos es una pierna de cordero de aproximadamente dos kilos, que debemos rociar con aceite de oliva y sazonar con sal. A continuación debemos crear una pasta con cuatro dientes de ajo y aceite, machacando ambos con la ayuda de un mortero. Dicha pasta nos servirá para recubrir el cordero, que después debemos meter en un horno a unos 220-250 grados de temperatura.

Mientras la pierna está en el horno, tenemos que elaborar el caldo con el que luego la regaremos. Para ello, volvemos a utilizar el mortero y machacamos en él una pastilla de caldo de carne sumergida en agua. A esta mezcla añadimos dos vasos de vino blanco, dos cucharadas de aceite y zumo de limón (hecho con uno o dos limones).

El cordero debe estar, más o menos, una hora y media en el horno. Durante ese tiempo, cada veinte o treinta minutos, debemos sacarlo y rociarlo con algo de caldo, hasta finalizar con todo el líquido del que disponemos. Hay que tener en cuenta, por tanto, que se trata de un plato que requiere bastante tiempo de preparación y mucha atención, por lo que probablemente deberemos dedicar todo el día anterior a ello.

Como guarnición, podemos colocar patatas cortadas en rodajas, sazonadas con pimienta y sal y acompañadas de cebolla.

- patrocinador -

- patrocinador -