Contar con un árbol natural para decorarlo en Navidad es algo que a todos nos encantaría. Sin embargo, esa es una posibilidad que no está al alcance de todos. A falta de un árbol de Navidad natural siempre queda la posibilidad de uno artificial de plástico que simule uno natural, pero si esta es una posibilidad que no te hace demasiada gracia o prefieres algo más original, aquí tienes una idea original y con mucho encanto:

árboles de Navidad de alambre

Se trata de árboles realizados con alambre.

Para dar forma a uno de estos árboles sólo es necesario contar con una base y soporte central, por ejemplo, un tronco o cualquier palo bien sujeto a una base. A partir de ahí, lo único que hay que hacer es enrollar desde la base alambres que formen las ”ramas” del árbol.

Puedes jugar con las formas y los tamaños de las ramas. En la imagen tienes algunas ideas de cómo puedes hacerlo.Y, para terminar de decorar el árbol puedes poner adornarlo con las tradicionales bolas o apostar por una decoración más atípica, como por ejemplo figuras de cristal.