Cuidado con las compras en los centros comerciales

- patrocinador -

Es una señora que va a unos grandes almacenes muy conocidos en los que hay de todo, y va a la planta de fiesta y le dice a la dependienta
– ¿Me podría reservar este vestido? voy al cajero y ahora vuelvo.
– Vale
Va a la planta de ropa interior y dice:
– ¿Me puede reservar estas bragas?
– Si
Sigue mirando y dice:
– Quiero este sujetador a juego, aunque solo queda uno
– Vale
Se va al cajero y de camino se encuentra un señor repartiendo boletos para la lotería de navidad, vuelve a la planta de fiesta y le dice la dependienta:
– A subido el precio del vestido
– Bueno no pasa nada lo quiero igualmente.
Baja a la planta de ropa interior y le dice la dependienta:
– Ha bajado el precio de las bragas.
– Bien
Pero le han quitado el sujetador que costaba 5 euros y se lo llevaron por 100 euros, lo siento.
– bueno, no importa.
De camino a su casa le dice el de los boletos: le han tocado 2 melones
– Que bien
Va a su casa y le dice a su marido:
– Juan, Juan vaya día que he tenido:
Me han subido el vestido, me han bajado las bragas, me han quitado el sujetador y me han tocado los melones.

- patrocinador -