El árbol de Navidad es uno de los elementos más tradicionales de las fiestas navideñas, y también lo más característico de esas semanas en las que los niños están más nerviosos y en donde las celebraciones y reuniones están a la orden del día.

Sin embargo, este no tiene por qué decorarse siempre de la misma forma. Es decir, no tienes que decorarlo siempre con adornos navideños. ¿Sabías que hay más opciones para darle ese toque de Navidad que quieres? Si aún no te queda claro, aquí te damos algunas ideas para que sepas cómo decorar el árbol de Navidad.

Índice del artículo

Ideas para decorar el árbol de Navidad

arbol de Navidad
Fuente: Pixabay

Desde hace años, el árbol de Navidad forma parte de la decoración navideña. No solo de casas, sino también de oficinas, supermercados, centros comerciales… En definitiva, se ha convertido en un símbolo de la Navidad que todo el mundo entiende y reconoce.

Pero, cuando pensamos en él, lo lógico es pensar en un tipo de árbol navideño concreto. Pero, ¿sabías que se puede decorar de muchas formas diferentes? Aquí te dejamos algunas de ellas para que este año, si quieres innovar, puedas hacerlo fácilmente.

1. Con lazos

¿Te imaginas un árbol de Navidad decorado con lazos? Lo habitual es que estos lazos sean de color rojo, azul, dorado, plateado… en otras palabras, tonos que contrasten con el de la base del árbol. Por ejemplo, si tu árbol de Navidad es verde, puedes optar por esos colores pero, si es blanco, es mejor usar solo dorado, o solo rojo, para que no desentone con tanto colorido.

También te puede interesar:
Vídeo: Noche de Paz

Se colocarían en las ramas y serían estos los que decorarían por sí mismos. Para hacerlos más originales, puedes hacer que de la “moña” caigan unos hilillos que pueden darle un aspecto más divertido ya que parecerán como lágrimas que caen de ellos.

2. Con galletas

Aquí hay dos versiones a proponerte, cada una más divertida, pero también llamará la atención de los invitados que vayan, así que dependerá.

Y es que una de las formas de decoración del árbol de Navidad puede ser con galletas que tú mismo hagas. Imagina que haces una hornada de galletas de mantequilla con formas navideñas. Puedes colgarlas en el árbol para que formen parte de la decoración de Navidad.

Ahora bien, entendemos que eso es poner una gran tentación a los ojos de la familia, y que más de una galleta acabará desapareciendo, sobre todo los primeros días cuando estarán más buenas. Pero por eso mismo, la segunda opción.

Y es la de crear una especie de calendario de adviento con estas galletas, pero ampliándolo hasta el día de reyes. Así, cada día, todos los de la familia pueden comerse una galleta, y, cuando acaben las fiestas navideñas, no tendrás que recoger nada del árbol de Navidad, solo guardar este porque ya no habrá adornos que recoger.

Eso sí, para que las galletas no se pongan malas, lo mejor es que las envases al vacío, así estarán protegidas en el árbol y conservarán su sabor durante las semanas que estarán puestas.

3. Un árbol de Navidad con adornos de papel

¿Sabes lo que es el origami? ¿Y si te decimos papiroflexia? Pues eso mismo es lo que te proponemos para decorar el árbol navideño. Puedes crear tus propios adornos hechos a través de una hoja de papel y, con ello, disfrutar de una decoración diferente, además de mucho más original que la que puedes comprar en las tiendas.

También te puede interesar:
Árbol Navidad Estilo Country

4. Con golosinas

E igual que hemos propuesto un árbol de Navidad con galletas, otra de las opciones que puedes contemplar es la de las golosinas.

En este caso, puedes optar por bolsitas de golosinas colgadas en las ramas del árbol, bastones de caramelo (que es lo más habitual en Navidad), u otras que puedan estar presentes en el árbol. Y sí, también podrías crear un calendario de adviento para coméroslas durante las fiestas. Eso sí, al igual que antes, conviene que las metas en bolsitas para que no se deterioren o haya bichitos que puedan posarse en ellas ya que así mantienes la higiene y el buen estado de estas.

Eso sí, ojo con los “ladrones” que luego faltarán golosinas y no sabrás quién es el culpable. Así que, si pasa a menudo, procura poner de más si vas a hacer el calendario para que no falten para nadie.

arbol de Navidad
Fuente: Pixabay

5. Un árbol de Navidad con juguetes

Este le va a encantar a tus hijos porque, en lugar de estar hecho de adornos de Navidad típicos, serán los juguetes los que irrumpan en él y lo decoren. Eso sí, has de escoger piezas que no sean muy grandes para evitar que el árbol se desestabilice y se pueda caer.

Cada niño puede participar en la decoración dejando algunos juguetes para decorar. Por ejemplo, muñecos de Lego, algunos detalles de cocinas, etc.

No te preocupes que no tengan el espíritu navideño, lo importante es que ellos se diviertan y que al final creéis un árbol de Navidad que guste a toda la familia. Da igual si este es diferente al que tienes en mente; realmente lo que importa es que esa ilusión por esas fiestas estará ahí presente.